Proyectos

Estudio

Investigación

Contacto

Blog

¿Por qué arquitectura emocional?

Arquitectura emocional es una toma de posición frente al diseño de lugares, paisajes y territorios. Este concepto no es un invento, Mathias Goeritz en 1953 coincidiendo con la inauguración del museo experimental El Eco escribió su “Manifiesto de la Arquitectura Emocional”. En él explica la necesidad de una arquitectura emocional frente a la racionalidad y el funcionalismo que reinaba en aquel momento. (Si quieres leer el manifiesto pulsa aquí.)

Las emociones se han considerado durante mucho tiempo, por psicólogos, sociólogos, filósofos o antropólogos, como un trastorno de los estados del ánimo o afectos de los sujetos. Esta idea tiene mucho que ver con el reino de la razón que ha estado presente en el pensamiento occidental. Se consideraba que las emociones eran una parte de nuestra faceta animal y, por tanto, irracional. En la actualidad este instinto se esta poniendo en valor. Las emociones son mucho más complejas y afectan en muchas de nuestras decisiones y estados de ánimo.

Creemos que los edificios, los paisaje o los territorios deben provocar emociones. Más allá de satisfacer las necesidades y ser ecológicamente sostenibles deben trasmitir emociones.

De este modo tomamos el testigo del manifiesto para reclamar un diseño basado en las emociones. Edificios capaces de sorprender, de transmitir felicidad, edificios que te acogen y cuidan. En definitiva, lugares que nos hagan sentir vivos. No podemos basar solamente el diseño en valores funcionales ya que esto no nos reconforta, no cuida nuestro espíritu, nuestro lado más pasional. Por supuesto que un edifico, paisaje o territorio debe cuidar del medio ambiente y tiene que cumplir el objetivo funcional con el que se diseña. Pero este objetivo puede variar a lo largo de su historia y su uso puede cambiar.

Conectar con las emociones es cada día más importante. Saber qué nos sucede a nivel emocional mejora nuestra vida. Hay lugares que deben ser refugios emocionales para recuperarnos y estabilizarnos. Otros nos tiene que agitar ya sea sorprendiéndonos, sobrecogiéndonos o estremeciéndonos. Este tipo de edificios o lugares nos ayudara a conectar con las emociones poniéndolas en valor.

¿Cuál es tu lugar emocional?

Compártelo

Más Posts

Deja un comentario