Trabajos

Blog

Servicios

Para tí

Estudio

Contacto

Paseo de Hontanar

Madrid, 2014

Acondicionamiento de una vivienda

 

LOCALIZACIÓN: Paseo de Hontanar “Urbanización La Finca”, Pozuelo de Alarcon, Madrid (España)

AUTOR/ES:  Jaime Llorente Sanz

FECHA: 2014

CLIENTE: Privado

FASE: Construido

CONSTRUCTORA: Archarray e Hijos

MEMORIA:

Un rayo de sol le despertó. La luz se filtraba por las rendijas de la persiana y le caía justo en los ojos. Su viejo despertador marcaba las ocho menos cinco solo quedaban cinco minutos para que sonara la estridente alarma, así que la apagó. En ese momento algo se movió al lado suyo se giro y ahí estaba. Una preciosa melena negra contrastaba con las sabanas blancas. El efecto bajo los rayos del sol era increíble.

 

-Buenos días cariño- dijo la mujer de la melena morena sin darse la vuelta a la vez que le acariciaba con el pie la pantorrilla. Tenía la voz algo pegajosa, pero sin duda era muy seductora.

 

– ¿Has dormido bien? – la melena se movió y vio aparecer una preciosa cara, proporcionada, de piel aceitunada y coronada por unos increíbles ojos de un verde profundo que le miraron hasta el fondo de su alma. Pero… ¿Quién era? Se quedó completamente en blanco.

 

-Sí, muy bien- dijo titubeante.

 

Se volvió a tumbar desconcertado y miró a su alrededor. Sí, estaba en su casa de eso no le cabía la menor duda. Recordaba la habitación espaciosa con ese ventanal enorme a través del cual se podía ver toda la sierra de Madrid. El chalet lo había encargado construir hacía más de cinco años.

 

Decidió levantarse para ir al cuarto de baño cuando la hermosa mujer volvió a hablar:

 

– ¿Qué haces cariño? Aún es temprano ayer me dijiste que la reunión con los japoneses no era hasta las once y lo tenías todo preparado- se quedó paralizado ¿Cómo demonios sabía todo eso? Y ¿Quién era? La mente le funcionaba a toda velocidad, pero no era capaz de averiguar nada.

 

-Ya pero no puedo dormir más- dijo algo confuso.

 

-Quieres que le diga a Mercedes que te prepare el desayuno de siempre huevos revueltos y un té- no se lo podía creer. Eso es lo que desayunaba todos los días desde que estuvo estudiando en Londres. Y Mercedes, una fornida mujer asturiana entrada en años, que trabajaba para la familia desde que él tenia uso de razón. Cuando murieron sus padres le ofreció trabajar para él en su casa y la mujer ni se lo pensó. Se tenían un cariño especial, en el fondo fue Mercedes la que lo crió.

 

Intentó tranquilizarse todo era muy raro y tenía que pensar con calma. Cuando entró en el cuarto de baño se miró el dedo índice de la mano derecha buscando un anillo, pero nada. Aunque si estuviera casado nunca lo habría llevado, odiaba llevar anillos y relojes.

 

-Cariño te noto un poco tenso ¿Seguro que has dormido bien? Tienes que estar en plena forma hoy en la reunión- le dijo la preciosa mujer dándole un abrazo por detrás. Noto sus cálidos labios besándole la espalda. Después se alejo hacia el vestidor y por el espejo la pudo ver de cuerpo entero. Era esbelta y atlética. Se aproximo con toda naturalidad al armario y se puso unos vaqueros ajustado y una camiseta blanca, ambas prendas marcaban su perfecta figura.

 

-Voy a bajar a decirle a Mercedes que prepare el desayuno y a despertar a los niños- de nuevo la mente en blanco ¿Qué niños? Puede ser que tenga hijos y no se acuerde.

 

Se lavó la cara con agua fría y se le ocurrió mirar las fotos que había en la habitación. Fue hacia ellas y allí estaban las fotos familiares. En la imagen aparecía él abrazando la y cada uno llevaba de la mano a lo que parecía dos niños iguales ¿Gemelos tal vez? Pero no todo era desconocido en la imagen, al fondo se veía un antiguo palacete que reconoció al instante. Era la casa que la familia tenía en la finca cerca del Escorial.

 

Se estaba poniendo muy nervioso y la mujer morena tenía razón la reunión de hoy era crucial para su trabajo.

¿TE GUSTA LO QUE HAS VISTO? PODEMOS AYUDARTE A CONSEGUIR LO QUE QUIERES

SÍ, QUIERO SABER CÓMO ME PODÉIS AYUDAR

Share Project :

  • Categories:
  • Share Project :